MÉDICOS SIN FRONTERAS

MSF reclama el respeto de la seguridad de la población civil y de los hospitales

© Manu Brabo

Médicos Sin Fronteras (MSF) urge a todas las partes en conflicto en el este de Ucrania a detener los bombardeos sobre los hospitales y a garantizar que la población civil pueda alcanzar lugares seguros donde buscar refugio en un momento, como el actual, en el que los combates en la zona oriental del país se recrudecen. MSF está aumentando de forma urgente su apoyo a hospitales a ambos lados de la línea de frente en respuesta al incremento de la violencia durante las últimas dos semanas. Mientras, el personal médico trata de hacer frente a la afluencia de pacientes heridos y los civiles se ven atrapados por intensos combates en las ciudades localizadas en la primera línea del conflicto.

Las instalaciones médicas continúan recibiendo impactos de proyectiles, obligando al personal a huir y privando a miles de personas de recibir atención sanitaria. Solo en las dos últimas semanas, cinco centros sanitarios que reciben apoyo de MSF han resultado dañados o destruidos por bombardeos.

“La población civil y los equipos médicos a ambos lados del frente se están llevando la peor parte de este conflicto”, afirma Stephane Prevost, coordinador general de MSF en Ucrania. “Al mismo tiempo, el rápido deterioro de las condiciones de seguridad limita cada vez más que las organizaciones puedan proporcionar ayuda humanitaria a la población que más la necesitan”.

Leer más