MÉDICOS SIN FRONTERAS

Los bombardeos en Siria continúan día tras día, sin respetar ni a la población civil, ni a los trabajadores humanitarios, ni los centros de salud, ni las infraestructuras básicas. Un ejemplo de ello fue el ataque a un convoy de la ONU y de la Media Luna Roja, a principios de la semana pasada. Hecho que condena enérgicamente Médicos Sin Fronteras, pues supone un ejemplo más del incumplimiento continuo de las reglas básicas de la guerra en el conflicto sirio.

Un conflicto en el que hospitales como el de Al Daqaq funcionan con muchas dificultades por los daños sufridos. Sobre cómo es el trabajo allí, a pesar de las bombas, habla en este vídeo el director médico Ali Abu al Yaman. 

Imagen de previsualización de YouTube

Por todo esto y todo lo ocurrido, desde MSF se reclama a las grandes potencias internacionales que intervienen aquí que asuman su responsabilidad y den pasos más concretos para poner fin a todos los ataques contra instalaciones civiles, incluidos centros médicos y convoyes de ayuda humanitaria.

Aumenta el número de heridos en Alepo

Mientras, en Alepo continúan los bombardeos indiscriminados de áreas de civiles en la zona sitiada de la ciudad, causando la muerte de muchos inocentes. De hecho, hospitales apoyados por MSF en el este de la ciudad han informado de un importante aumento en el número de pacientes heridos, tras días de incesantes bombardeos. En sólo dos días, han notificado el ingreso de 145 heridos y el fallecimiento de 23 personas.

Según el coordinador general de Médicos Sin Fronteras en Siria, Carlos Francisco: “La población de Alepo, ya ahogada por el cerco que padece, es víctima de nuevo de un terrible ataque”. “La ciudad no ha recibido ayuda, ni suministros médicos urgentes. Estamos profundamente preocupados por el elevado número de heridos reportados por los hospitales que apoyamos. También hemos recibido informaciones que hablan de que en muchas zonas de la ciudad los heridos y enfermos no tienen ningún lugar al que acudir y, simple y llanamente, se les deja morir”.

Desde julio, cuando comenzó el sitio de Alepo “el mundo ha observado cómo los civiles mueren y quedan atrapados, sin que se haga nada”. “El conflicto sirio es una exhibición devastadora de todas las atrocidades que se pueden concebir en un a zona de conflicto. Una horrible realidad donde no existen las reglas de la guerra y en su lugar se lleva a cabo un ataque total a la vida de la población y a las infraestructuras civiles, incluyendo ataques constantes a los servicios médicos”.

Deja un comentario

En periodismohumano queremos que los comentarios enriquezcan el debate o la noticia. Por eso hay unas normas de decoro a la hora de comentar. Comenta sobre contenido que acabas de leer y evita el abuso de mayúsculas. Si tu texto tiene varios enlaces, puede que tarde un rato en aparecer. Los comentarios son libres y abiertos pero eliminaremos toda referencia que consideremos insultante o irrespetuosa